Decisiones.

Decidir, calma.

 

Cada decisión que tomamos en un determinado momento, nos parece la más importante que habías tomado hasta hoy. Cuando debes decidir que estudiar, aseguras que eso marcará tu vida por siempre. Cuando te aseguras que hacer esa entrevista de trabajo o prepararte esas oposiciones condicionará tu día a día de forma positiva o negativa.  Incluso decidir presentar a tu familia a tu pareja, te hace pasar de ‘amiguejo’ a pareja “oficial”.

Y dar el “Si quiero”, es de las decisiones más bonitas que creo que tomaré en mi vida. En la cocina, con mi bata de estar por casa. Mi moño a lo alto, con la cara bien descubierta como le gustaba a mi abuelo. Él encamisado, tan guapo como siempre. Con su barba poco profunda que me hace tanta gracia. El guiso de fondo haciendo pop-pop. Koki alrededor rogando una caricia suya. Y ahí, en ese lugar tan íntimo y cotidiano. Tan nuestro. Le dije que quería estar con él el resto del mi vida. Por mucho que lo imaginara, al final, para nosotros, era el día, lugar y momento perfecto. Es mi película. Nuestra película.

 

La vida en pareja con él es muy fácil.

 

Y así es como tomamos decisiones cada día. Unas te salen solas como el ‘si, quiero’ Y otras te dan un calambre en las piernas que te las deja tontas. Hace unos meses escribía que ‘Tomar decisiones nos hace más fuertes’ Y sigo creyendo firmemente en ello. Desde las primeras de adolescentes, pasando por las que tomas como adulto hasta llegar a las que decides como padre y madre.

Debes tener claro que tu actitud debe ser siempre buena. Os hablo muchísimas veces de la actitud. Es super importante que decidas y hagas las cosas asegurándote a ti mismo y estando convencido de que haces eso porque estás seguro que es lo más correcto. Teniendo la certeza que puedes equivocarte. Pero con el consuelo y la seguridad siempre de que lo hiciste lo mejor que supiste. Que si arriesgaste fue porque te apetecía y asumiste lo malo que pudiera llegar.

Siendo responsable de las consecuencias, tanto negativas como positivas. Pero siempre con ACTITUD de hacerlo lo mejor que tu corazón te permita. Siempre desde el amor.

Él y yo meditamos muchísimo las cosas. Le damos mil vueltas a nuestras decisiones. Y nos conformamos con poco, porque “solo” queremos ser felices, a nuestra manera. No nos importa aplazar ciertas cosas materiales, si en el día a día somos felices con lo poquito que tenemos. ¿Nos equivocaremos? Quizás, pero siempre estaremos seguros que lo habremos hecho desde el corazón, y seguros de que en ese momento, era lo mejor para nosotros.

No tengas miedo a decidir. Ten la seguridad que estás haciendo lo mejor para ti. Escucha las opiniones de los demás y configura tu propia verdad. Sí fue bien o mal, el único responsable serás tú. Nadie más.

 

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

 

Que tengas una feliz semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. 

¡El fin de semana! 

OC_CIRCULAR_CMYK.jpg

Escrito por:Ana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s