Cuida tu interior, decisiones, Experiencias, original custom

Tomar decisiones nos hace más fuertes

¡¡¡Hoooola!!! ¿Qué tal esta semana? ¿Qué es hoy? ¡Es viernes! Uh uh ¡Es viernes! Uh uh. La vuelta a la rutina habrá sido dura, pero aquí viene Ana con esta lectura para que te vuelvas a centrar en ti y en tu propia felicidad. ¿Vamos a ello?

En el momento que una persona toma una decisión importante, está siendo consciente que tiene el mando de sus experiencias y se adueña de su bonita manera de vivir la vida.

¿Eres consciente de la importancia de tomar una buena decisión?

Creo firmemente en que somos dueños de nuestro destino. Que cada decisión que tomas van marcando un camino u otro. Tomar decisiones te hace libre, te hace fuerte y sobretodo te hace responsable de tu vida.

Llevo muchos años leyendo libros de “autoayuda”, análisis de las emociones, vivir con optimismo. En la mudanza me he dado cuenta de la cantidad de libros que, con diferentes títulos, siguen una misma línea.

Conocernos mejor para ser más felices

Este año me he puesto la tarea de releer los libros y coger unos nuevos. Si algo es necesario para seguir escribiendo, es seguir leyendo. Coger ideas de aquí y de allá y plasmar en mi blog, en nuestro blog, mi propia forma de ver las cosas. Mis conclusiones.

Estas últimas semanas, en la que vivía una vorágine de sentimientos encontrados, muchos de vosotros me habéis escrito diciéndome lo mucho que os ayudo u os hago reflexionar acerca de lo que leéis. Replanteándonos la vida de otro modo y consiguiendo ser un poquito más felices en vuestro día a día.

Y esto sin duda me hace reflexionar y pensar que aunque tengamos distinta edad, sexo, religión o cultura. Hay una verdad absoluta. Y es que todos, todos, queremos ser felices en esta vida. Desde que nacemos hasta que morimos perseguimos un alto grado de satisfacción personal. Salir de los momentos duros que se nos va planteando. Encontrarle a tu propia vida el sentido y sacar el máximo partido a cada día, como si fuera el último.

Así que al final, lo que me gusta de este blog, es que reflexionamos después de cada entrada y cada uno de nosotros nos lo llevamos a nuestro terreno.

Tomar decisiones nos hace más fuertes.

Debes ser consciente de que la vida te irá planteando varios caminos, tú y solamente tú eres el responsable de cada decisión que tomas. No caigas en la tentación de achacar esa decisión a la persona que tienes enfrente. Sé valiente y afrontar tu decisión. Fuiste tú el que decidiste estudiar esa carrera. Fuiste tú quien decidiste casarte. Tú quien decidió tener hijos. Tú quien quiso dejar o coger ese trabajo. Fui yo quien decidió mudarse.

Salgan las cosas bien o mal, no debes reprochárselo al de al lado. No debes reprimirte. Sino, la palabra mágica. APRENDER. Tomar la decisión con el corazón y con el único fin de ser feliz. Levantarte cada día pensando que puedes hacer tú para colaborar en tu propia felicidad y la de los que te rodean. Pero primero, siempre, Tú.

Yo ya he cogido las riendas de mi vida, ¿Y tú?

Sé fuerte, sé consciente. Sé feliz.

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro más que oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana! OC_CIRCULAR_CMYK.jpg

Año nuevo, Bienvenida y noticias, Experiencias, Nuestra tienda, original custom

Para empezar una nueva etapa, hay que cerrar otra.

¡Hola! ¿Qué tal se han portado los Reyes Magos?

Llevo semanas escribiendo el post de hoy, tengo tantas cosas que contaros y no sé cómo resumir lo que estos últimos meses he vivido y aprendido.

Aprendizaje

Deseaba cada semana que llegara el día de publicar este post, porque ese día empezaría una nueva etapa para mí y para Fernando. De hecho, los últimos meses, el blog hablaba de mi propia experiencia, cosas que iban sucediendo y de las que no hacía más que aprender y aprender.

Para empezar una nueva etapa, hay que cerrar otra.

logo2

La página web ha crecido a una velocidad que no esperábamos. De repente, una varita mágica nos tocó y todo empezó a verse más claro. Había días que no llegaba a tiempo a nada, que tenía ese estrés y nerviosismo interior del que os hablé en algún post. Quería compaginar mis clases de pilates, con llevar juntos el mantenimiento de nuestra casa, a la vez que no paraba de innovar para Original Custom y al mismo tiempo buscaba ratos para mí y otros ratos para los dos.

A todo esto se sumó el trabajo de Fernando que cambió de localidad. Desde que nos conocimos no había día que nos echáramos de menos, la vida poco a poco nos fue regalando más tiempo juntos, hasta que a los 6 años de relación pudimos vivir juntos y estar cada día el uno con el otro. Pero de repente eso cambia y retrocedemos, viéndonos a penas unas horas al día.

Intento ir al grano… Todo se juntó, era necesario un cambio, así que escuché a mi corazón como os comenté en el blog hace unos meses.

Y tomamos la decisión.

Por suerte mi trabajo nos estaba regalando la otra vía, la pagina web se puede trasladar a cualquier lugar, y era el momento de retomar nuestra felicidad y por suerte, poder volver a estar el uno junto al otro. No quiero pensar que hubiera pasado si esto no hubiera sido posible, porque la vida nos ha regalado esta opción y no la vamos a dejar escapar.

Ahora mi familia es Fernando y la que crearemos y formemos juntos, nuestro lugar está donde está el otro. Y esto es algo, que por suerte, ambos tuvimos muy claro desde el momento que nos conocimos.

Así que para continuar con la página web a tope y estar juntos, tuvimos que tomar la decisión. Y sí, nuestra bonita tienda física de La Solana cierra sus puertas. Han sido dos años maravillosos, con gente solanera, de mi tierra que nunca olvidaré y clientes a los que quiero mucho y seguiré atendiendo a través de la pantalla. Clientes que, de no conocerme de nada, pasaron a entrar a la tienda con un cercano: “¡Hola guapa! y un ¡Hasta luego Ana!” 🙂 . Echaré de menos escuchar el particular sonido del timbre cuando eran mis sobrinos los que llamaban. Agradeceré siempre la confianza depositada en mí cuando algunos clientes, que pasaron a ser amigas, entraban diciéndome: Ana necesito tu ayuda, necesito hacer un regalo y que sea especial. Especial es como yo me sentía con vuestras palabras y propuestas. Clientas con las que he vivido regalos para sus parejas, láminas para decorar su casa, después detalles para su boda y por último preparar la llegada para su primer hijo. Son experiencias que me hacían reflexionar y me hacían sentir realizada.

Tomo esta decisión llena de satisfacción y felicidad. Con muchísimas ganas de emprender nuevos proyectos y dedicarme 100% a la tienda online, que tanta dedicación me pide. Hay etapas que hay que cerrar para poder seguir caminando y seguir creciendo tanto personal como profesionalmente.

Y lo más importante, tomar una decisión como Ana.

Con mis gafas y mi propia visión de la realidad. 

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro más que oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana! 

¡FELICES REYES!

pegatinanavidad.jpg

Año nuevo, Be happy, Experiencias, Navidad, original custom

¿Qué le dirías a tu yo de 14 años?

¡Hola! ¿Qué tal esta semana? Bonita, ¿verdad? 🙂

Hace unos meses vi un video que te animo a ver y compartir. Lo dejo al final del post 🙂

¿Qué le dirías a tu yo del pasado?

Le diría que siguiera con esa inocencia tan pura y tan natural. De lo que, ahora no entiendo por qué, en su momento me arrepentía. Que siguiera siendo precavida y cauta. Le diría que se enfadara un poquito menos y disfrutara un poquito más. Le diría que valorara su timidez, es su esencia. Le diría que fuera paciente, que el amor verdadero llegaría. Y que sobretodo se marcara un objetivo, el objetivo: SER FELIZ.

Cada uno de nosotros tenemos un pasado. Momentos en los que tomamos unas decisiones u otras, siempre pensando que eran la mejor opción. Arrepentirse, ¿Por qué?

Durante estos 11 meses que llevo con el blog. Os soy completamente sincera cuando os digo que muchas semanas releo cada uno de mis post, porque yo misma aprendo de ellos.

El pasado nos ayuda a aprender. El pasado nos enseña.

El domingo despedimos el año, y como buenas personas nos toca hacer balance. Te recomiendo que te pares un segundo a reflexionar acerca de este año, y valores cada momento difícil que has pasado. Que te des gracias. Agradece a tu yo de este último año que has tomado esas decisiones.

Este último año para mi ha sido algo más difícil que otros años y ¿Sabes qué? Lo agradezco. Cada momento me ha hecho más fuerte, cada decisión me ha hecho más madura y cada ratito de reflexión conmigo misma me ha hecho ser más feliz.

Nuestras situaciones cambian, las mentalidades cambian casi día a día, porque nos basamos en nuestras propias experiencias, y te recomiendo que estés abierto al cambio. Que te adaptes a tu vida, a los días que van pasando y te van poniendo decisiones en el camino. A veces más o menos importantes, pero son decisiones al fin y al cabo.

Para este nuevo año te propongo que cuando te enfrentes a algún problema, recuerdes el año pasado. Como ahora te alegras y te agradeces cada paso que diste. Y que por tanto, al año siguiente te pasará igual con el que vamos a empezar. Toma las riendas de tu vida, porque es tu vida, la de nadie más. Y actúa siempre desde el corazón. Te aseguro que si haces las cosas desde el amor y la bondad al año siguiente no tendrás nada de lo que arrepentirte, sino de lo que APRENDER.

Para el año que viene pido seguir siendo esa niña de 14 años. Un poquito menos “preocupona”, pero igual de inocente. Pido dejarme llevar. Pido seguir escribiendo, y por lo tanto, seguir aprendiendo. Al 2018 le pido paciencia, PACIENCIA INFINITA. También le pido equivocarme, SÍ, equivocarme para de nuevo, aprender. Y por qué no, le pido problemas, pero problemas que me hagan más madura y más fuerte. Porque, querido lector… La vida no es de color de rosa 🙂 Le pido que él siga junto a mi, que sigamos luchando y dando pequeños pasos, de esos que nos hacen pisar fuerte y seguros.

Y tú, ¿Qué pides? Por pedir que no quede… 🙂

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana y el AÑO 2018! 

¡FELIZ AÑO NUEVO!

pegatinanavidad.jpg

 

Be happy, Cuida tu interior, Experiencias, Navidad

En Navidad, regala valores

¡Hola! ¿Qué tal esta semana tan navideña? Si eres de los que les gusta la navidad, andarás enamorado por las calles de tu ciudad. 🙂

Le he dado muchas vueltas al post de hoy. Podía decantarme por felicitaros la navidad y deciros una y mil veces lo bonita que es. Por el contrario podía compararos las dos clases de personas en esta época: Los que les encanta la navidad y los que no la soportan.

Pero reflexionando acerca de lo que siempre espero de estas fechas, me gustaría hablaros de los dos valores esenciales que de una forma u otra se aprenden o viven en estas fechas. Comprensión y empatía.

Hazme un pequeño favor. Ten un momento de silencio, de charla contigo mismo. Piensa en esos valores que has aprendido durante estos meses y ponlos en práctica. En este blog hemos estado hablando desde febrero de Cómo enfrentar los comentarios negativos, Ser feliz pero no perfectos, Aprender a valorarte, Aprender de tus problemas o El placer de perdonar, un sin fin de valores, actitudes y ganas de seguir creciendo como personas.

No sería razonable que pretendiéramos poner todo en práctica en una semana, por ser navidad o en un día por que celebrar nochebuena. Solo te pido que tomes actitud, la actitud. TU ACTITUD.

Yo estas navidades espero quererme, si, has leído bien, QUERERME. He decidido observar a mis sobrinos y aprender de ellos. Mirar una y otra vez sus caras y aprenderme de memoria cada curva de su dulce rostro. Contagiarme de su impaciencia por la llegada de Papá Noel. He decidido escuchar la experiencia del que se fue a Minnesota y vuelve a casa por Navidad, y aprender de su aventurera forma de ser feliz. Quisiera hacer sonreír a ella que está apagada. He decidido escuchar la música y hablar, dialogar y conversar mil y una anécdotas. Quiero reírme con él, como cada día, aprender de él la bonita forma de reírnos de nosotros mismos, siempre con naturalidad. Puede ser que todo esto no suceda, pero estaré dispuesta a ello, con MI ACTITUD.

Actitud por pasar una feliz noche con los míos. Actitud por celebrar que ellos están conmigo. Actitud por recordarme a mi misma que mi único objetivo es ser feliz. Actitud por dedicarles una sonrisa. ACTITUD, siempre positiva.

Recordar esas estrellas que ya no están con nosotros, que el recuerdo les mantiene con vida en nuestros corazones y brillan más que nunca.

Y tú, ¿Tienes actitud?

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana y la NAVIDAD! 

¡FELIZ NAVIDAD!

pegatinanavidad.jpg

Cuida tu interior, Experiencias, original custom, TIPS

Da lo mejor de ti mismo.

¡Hola! ¿Qué tal estás? Espero que hayas tenido una bonita semana.

Hace unos años mi querida tía y madrina me hablaba de, como yo lo llamo, el 60-60. ¿Qué es esto? Muy fácil. Para que una relación funcione, bajo mi punto de vista, hay que dar el 60% tú y el 60% la otra persona. Me parece un concepto bonito, tierno e interesante que sin duda enseñaré a mis hijos, porque es la clave. No encuentro mejor manera de resumir una relación sana.

Practica el 60-60

En una relación debemos tener presente tres conceptos: el de nuestra propia persona, tu pareja y el conjunto de ambos.

No pretendo venir ahora de una experta en el amor y las parejas, porque muy probablemente no lo sea. Pero me parecía muy interesante hablaros de este concepto que tengo siempre muy presente, y que hasta ahora me ha funcionado a la perfección.

Dar lo mejor de nosotros mismos.

Es muy importante que como persona tengas presente dar lo mejor de ti mismo, ya sea con tu pareja, amigos o familiares.

Cuando te levantas por la mañana dime ¿Qué intención tienes? ¿Piensas que tienes ante ti un mundo de posibilidades? ¿O por el contrario tu actitud te lleva a pensar que tú no puedes hacer nada? Tu estado personal, condiciona tus relaciones personales.

Mucha gente no sabe que es eso que ellos tienen bueno por ofrecer al resto. Escucha tu interior, conócete y después estarás listo para dar el 60% en una relación.

No cometamos el error de medir cada cosa que hacemos por el otro. Si lo haces desde el amor y la entrega absoluta no debes esperar un continuo gracias a cambio. Si la relación es correspondida estoy segura que podrás detectar que otras cosas está haciendo la otra persona por ti.

Pongo un ejemplo: Yo soy muy detallista con Fernando y con el resto, pero inevitablemente más con él. Me gusta regalar, no siempre cosas materiales, sino las típicas tonterías que te hacen el día diferente: un mensaje, una nota… Mi error sería esperar a cambio que él fuera exactamente igual conmigo. Me explico. Cada persona tenemos unos valores, y no puedo pretender que si yo por naturaleza soy detallista el resto del mundo lo sea conmigo. Por el contrario valoro muchísimo el poder que tiene de hacerme reír y olvidarme de los problemas del día a día. De hacer de cada momento un rato de diversión y aprender a reírnos de los defectos de uno mismo con naturalidad. A mí, como Ana, me resulta muy difícil conseguir eso en él.

Cada uno damos lo mejor de nosotros mismos. Entregamos nuestra esencia y esos pequeños detalles son los que enamoran y te hacen seguir teniendo detalles con él y seguir haciendo bromas para hacerla reír.

No midas tus acciones, valora las suyas.

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg

Be happy, Cuida tu interior, Experiencias, TIPS

Ser agradecido, nos hace más felices. 

¡Buenas tardes! ¿Qué tal? Imagino que hoy estás de descanso o por el contrario has aprovechado para visitar ese lugar que tenías pendiente.

Hace unos días mientras estaba en el sofá esperando la hora de abrir nuestra tienda bonita, pensando (¡guau! Ana pensando! 🙂 ) y  acordándome de Fernando. Por diferentes motivos le empecé a echar de menos. Y casi de manera automática recordé la frase de “No sabes lo que tienes hasta que lo pierdes”.

Y una cosa me llevó a la otra y me decía a mi misma: ¡No estoy de acuerdo!

Me explico. Cuando no estoy con Fernando le echo de menos, a veces creo que “demasiado”. Pero cuando estoy con él, valoro muchísimo cada cosa que hacemos juntos, cada segundo que pasa. Me considero una persona agradecida, que da gracias a cada momento por lo que vive en ese mismo instante. Con esto no imaginéis que estoy a cada momento diciendo: Gracias. Gracias. ¡Oh! Gracias. No. Hablo de un gracias interior, de hablar conmigo misma, y pensar que afortunada soy en ese momento.

Para que os hagáis una idea, hasta en momentos más insignificantes como cuando voy conduciendo y el semáforo se pone en verde, pienso: Anda Ana, mira que suerte has tenido. El otro día mi querida sobrina me ayudó a poner el árbol de navidad de la tienda, y pensaba para dentro: Jo, que suerte de estar compartiendo este ratito con ella.

No creáis que solo os lo cuento porque queda bonito escrito. Soy totalmente sincera cuando os cuento esto y es algo que muy poquita gente sabe de mi (hasta ahora). Lo sé, puedo llegar a ser muy pedante, pero son pensamientos que no controlo, que me vienen casi continuados, ante cualquier cosa voy siempre con una predisposición de agradecer y de manera casi automática reflexiono acerca de ello.

Considero importantísimo vivir con esta actitud. Me faltan muchas otras pero las que tengo las valoro y las que no pues a seguir trabajándolas. Por supuesto que tengo momentos de bajones, ¿Quién no?

Se consciente de que todo tiene un final. 

No pretendo que estés siempre pensando en que un día tu vida acabará o que tus familiares más cercanos te dejarán. Te hablo de este mismo momento. Esta lectura tiene un fin, disfruta de ella mientras dura. Disfruta de peinar a tus hijos mientras dura. Disfruta de coser el disfraz de tu pequeño, mientras dura. Agradece los viajes en coche solo, mientras duren. ¿Me explico? 🙂  Aprecia el camino.

Considera las cosas buenas como un regalo.

A veces pensamos que las cosas buenas que tenemos son un derecho que tenemos por naturaleza propia. Que la vida debía de darte eso, sin más. Se consciente de los regalos y las bendiciones de la vida. De tus amigos, las cosas cotidianas del día a día. Sabemos que eso parece que estará siempre ahí, pero no, un día lo echarás en falta y tendrás que recurrir a ese “No se valora lo que se tiene hasta que se pierde.

Ser agradecido, nos hace más felices. 

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que disfrutes con cada lectura. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg

 

 

Cuida tu interior, Experiencias, TIPS

Perdonar, ese gran placer

¡Hola! ¿Qué es hoy? ¡Viernes! ¿Y qué empieza hoy? ¡DICIEMBRE!

Diciembre, querido diciembre. El mes de la navidad, del frío. El mes de canciones, de ilusiones. Regalos, materiales o no, pero regalos. Visitas, reencuentros.

Diciembre, es “EL MES”

En Diciembre algunas personas parecen olvidar muchas cosas malas que están pasando. Hay como una magia que rodea el mundo que “ablanda” los corazones. Pero… ¿Por qué no pensamos en un perdón eterno? No temporal.

“El que es incapaz de perdonar, es incapaz de amar”

Martin Luther King

Perdonar es un auténtico reto. Todo el mundo nos enfrentamos a ello casi a diario. Cuando alguien te traiciona, te ataca de algún modo, la reacción inmediata es guardar un sentimiento confuso pero que te alimenta de una frustración grave, dolor, ira, incluso en muchos casos… Venganza.

Es muy normal que en ese mismo instante te sientas así. No te sientas culpable por ello. Sólo tienes que darte un tiempo para tu dolor y resentimiento, pero una cosa, no lo alargues demasiado. Te hará cada vez más daño.

Hablando científicamente, he podido leer que las personas que no perdonan tienden a sufrir altos niveles de presión arterial y frecuencia cardiaca, y por consiguiente, problemas de salud. No perdonar conlleva reacciones naturales como la culpa, el odio, la rabia que están directamente vinculadas con las enfermedades cardiovasculares y muertes tempranas. Seguro que no habías pensado que un sentimiento te diera tantos problemas de salud, pues sí.

Teniendo en cuenta los datos científicos y la tranquilidad interior, ¿No crees que nos merece mucho la pena perdonar?

Aprendiendo a perdonar

Lo primero que debes saber y comprender es que el resentimiento y la incapacidad de perdonar te generará sentimientos muy negativos que te harán mucho daño a ti. No a la persona que te hizo aquello, no… Ahora estamos hablando de ti.

Lo segundo es que entiendas que tú y solamente tú eres el responsable de tus sentimientos. Muy probablemente no seas el responsable de lo que sucedió o de aquello que te hizo daño. Pero sí eres el único responsable de como te sientes frente a ese hecho.

Y aquí viene el secreto. Eres poderoso, y tienes el gran poder de transformar esos sentimientos negativos en sentimientos positivos. Recuerda, es por tu propio bien.

Tercero y más importante. Hay que estar dispuesto a perdonar. Todos somos orgullosos, pero querido lector, debemos ponerle límites a nuestro propio orgullo. Cuando una herida se mantiene abierta no hace ningún bien. Piensa en aquella persona que te hizo aquello, ¿Está siendo el centro de tu vida? ¿Te merece la pena eso que estás sufriendo? Perdona con el corazón, no con palabras.

Perdonar, pero perdonar de verdad de la buena.

Perdonar de verdad es un paso más allá. Plantearse por qué la otra persona te hizo aquello. Intenta comprenderla, ponerte en su lugar. Aléjate de los sentimientos negativos que tienes por esa persona. Juzga desde la subjetividad.

Date tu tiempo. Y haz comprender a la otra persona que necesitas tiempo pero que estás dispuesto a llegar a ese nivel de tranquilidad contigo mismo. Pero con tiempo, con tú tiempo.

Una manera de hacer más fácil este camino puede ser escribiendo una carta de perdón, en la que dialogues contigo mismo. Escribir te libera y te ayuda a aclarar tus ideas y sentimientos.

Y recuerda siempre, que lo que te propongo hoy, no lo tienes que hacer por nadie, ni siquiera por quien te hizo daño. Sino que esto lo haces por ti. Por tu bienestar interior y exterior. Tu tranquilidad es importante.

¿Lo ponemos en práctica?

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que tengas un bonito inicio de Diciembre. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg

 

 

Cuida tu interior, Experiencias, TIPS

La cara, el espejo del alma

¡Buenos días a todos! Espero que hayas tenido una bonita semana 🙂

Yo soy de esas personas, mi cara muestra mi todo. Si estoy cansada, si tengo un mal día, si estoy de mal humor o triste. Hasta mis ojos “cambian” de color cogiendo un tono algo mas grisáceo cuando llego al grado máximo de felicidad. Así soy yo, mi cara habla por mí. Todo mi alrededor sabe mi secreto, un secreto a voces.

Esto a veces no es muy cómodo, quiero decir, todos tenemos ese momento de querer “disimular” lo que estas pasando en ese momento, ya sea negativo o positivo. Un momento de intimidad, un tú contigo mismo. Pero en mi caso, por más que lo intento, ¡es imposible!. Así que cuando no quiero hablar de los motivos de mi felicidad o tristeza simplemente tengo que decir un: Perdona pero no me apetece hablar del tema. ¡Y zanjado! (Así de claro y conciso).

Así es el ser humano, tratando de esconder sus sentimientos en según que ocasiones.

¿Por qué nos cuesta expresar sentimientos?

Desde que nacemos, la sociedad nos empuja en muchas situaciones a no mostrar nuestros sentimientos. Si estás triste, porque estás triste. Si eres feliz, porque eres feliz. Si estás nervioso, porque estás nervioso…. Muchas veces nuestra situación personal no encajará en nuestro círculo.

Yo soy muy tímida, pero muy tímida, y a pesar de mi afán de guardarme en mi corazoncito lo que esté viviendo en ese momento (bueno y malo por igual), mi cara siempre me delata. ¿Y sabes qué? Lo agradezco.

Somos personas, no máquinas. Nos enfadamos, nos alegramos y lloramos por mil motivos. Y esa persona tiene que saber que te molestó aquello que te dijo, tu compañero de trabajo debe saber que no te gusta lo que hace. Y esa amiga a la que tanto quieres, le gustará saber que en un momento puntual te falló. Nos equivocamos y solo podemos aprender si lo decimos.

No expresar lo que se siente, crea frustración. No dialogar sobre eso que te ronda en la cabeza solo te irá machacando cada día un poquito más. A veces pensamos que los sentimientos negativos no debemos sentirlos, que debemos ser perfectos dentro de un mundo imperfecto. Y no querido lector, no es así.

No tengas miedo al rechazo, enfrenta esa situación. Si la conversación acaba en una discusión, tu tranquilidad de haberlo contado será infinitamente mayor a la preocupación por estar a disgusto con esa persona. Ten personalidad y defiende lo que tú crees que son tus derechos. Dialoga, por favor, dialoga. Enfrenta el problema con tu opinión. Habla sobre ello e intenta arreglarlo. Probablemente hablando entiendas que eras tú quien no tenías razón. ¿Quién sabe?

Aunque intentes huir del problema, te estará esperando siempre a la vuelta de la esquina. Afrontaló.

Enseñemos desde pequeños a nuestros hijos, sobrinos, primos a dialogar. Establecer una conversación pacífica donde intentemos beneficiar ambas partes y se llegue a un acuerdo. A expresar aquello que no te gustó y liberarte.

Muchas veces pensamos que las personas son adivinas. Nos mantenemos en silencio creyendo que los demás están obligados a saber lo que nos pasa. Estamos equivocados. Por mucho que te conozcan o como en mi caso, tu cara sea el espejo del alma, hay cosas que desconocen y debes dialogar y expresarte.

Ama, ámate y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que tengas una bonita semana. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. ¡El fin de semana!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg

 

Cuida tu interior, Experiencias

Creativo: ¿Se nace o se hace?

¡Buenos días!  ¿Qué es hoy? ¡Es viernes, es viernes! ¡Ey, ey!

Cuando pensamos en una persona creativa, inmediatamente imaginamos a alguien habilidoso en temas artísticos o musicales, que tiene ideas originales, que pinta bien, etc. Un largo etcétera que siempre nos lleva directamente al tema artístico. Pero… ¿Y si fuéramos más allá?

Todos podemos ser creativos. Tanto tú como yo tenemos un talento. Sí, tú también. Solo tienes que parar un momento y descubrirlo. Por lo tanto, bajo mi punto de vista, la creatividad se hace.

Los niños, todos los niños, son creativos. El ser humano es creativo por naturaleza. Y por lo tanto tú que un día fuiste niño, también la tienes. Despierta y actúa. Desarrolla tu talento. Sólo tienes que darle un poco de vida y ponerlo en marcha. Se dueño de tu creatividad.

¿Porqué los niños son tan creativos? Por que para ellos no existen los prejuicios, no tienen miedo a equivocarse. Se lanzan al vacío y arriesgan. Así consiguen desarrollar su creatividad.

“La creatividad se aprende igual que se aprende a leer”, eso es lo que dice Ken Robinson.

Por ejemplo, podemos considerar a alguien creativo, cuando ante un problema da una solución rápida y eficaz. O por ejemplo cuando un padre/madre de familia tiene la creatividad de atender a sus tres hijos a la vez sin problemas. Por ejemplo en el trabajo, dar soluciones creativas y factibles a los imprevistos. Ser creativo en un deporte, salvar la jugada. Organizar al personal tu empresa de una forma dinámica y viable. Quizás en tu caso tienes la habilidad de hablar con las personas, tranquilizarles y hacerles sentir bien, ¡Si! para eso también se necesita creatividad. Podría seguir dando ejemplos para que te encuentres reflejado en alguno de ellos. Porque créeme eres creativo, solo tienes que detectar tu talento.

Por favor, dejemos a un lado los estándares de considerar creativo solo a las personas que tocan un instrumento, que pintan un cuadro o que hacen una obra de teatro. Tú también mereces ser valorado, porque en tu día a día te enfrentas a situaciones que seguramente sacan a relucir tu lado más creativo. Valora tu mente y tu personalidad.

Ama lo que haces y conseguirás el grado máximo de creatividad. La pasión por tu día a día fortalecerá y ejercitará la creatividad. Libérate de tus prejuicios y ¿porqué no? ¡De los del resto también!

Ama, ama y siempre ama. Desde el amor, todo se puede.

Que tengas una bonita semana. Muchas gracias por leerme y de todo corazón deseo que este viernes empieces a fortalecer tu creatividad. Con esto declaro oficialmente inaugurado…. (redoble de tambores) ¡El fin de semana!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg

 

 

 

 

Cuida tu interior, Experiencias

Para ser feliz, primero tú.

¡Hola! ¿Qué tal estás? Espero que muy bien.

Ya está aquí otra vez el viernes. Hoy he estado a punto de no publicar, y es que hay días… que simplemente, no. Pero cada vez sois más los que me leéis cada viernes, que me comentáis los post, que me “reprocháis” si el viernes no hubo blog. Y esto que empezó como un entretenimiento personal, se ha convertido en una responsabilidad tanto con vosotros como conmigo misma.

Hoy os traigo un tema que me lleva rondando esta semana, pero no sabía exactamente como proyectarlo porque me parece un tema delicado. Y lo último que quiero es ofender a nadie, simplemente que compartamos nuestras experiencias de vida y/u opiniones.

Dónde está la línea que cruzamos al querernos primero a nosotros mismos que al resto. Cuando el resto se trata de amigos o familiares, es “relativamente fácil”, pero planteándome el post pensaba, ¿y los hijos? ¿Están primero o después? ….

Aún no soy madre, aunque en un futuro me encantaría serlo. Y por tanto, creo que no debo meterme demasiado en un tema que desconozco totalmente. Por más que me quiera imaginar cuánto se quiere a un hijo o qué serás capaz de hacer, estoy segura de que siempre me quedaré corta. Hablando con Fer le comentaba:

-Con lo que yo quiero a mis sobrinos, que daría todo lo que tengo y soy por ellos, se supone que a un hijo se le quiere más aún. Y mi pregunta es: ¿pero puedo querer más todavía?

Pues seguramente la respuesta sea un sí. 🙂 Y la verdad que me emociona lo grande que puede ser el corazón, cuantas personas caben y que infinito es el amor…

Así que intentando “obviar” lo que se puede llegar a hacer por un hijo, permitirme que os hable de quereros a vosotros mismos primero.

Es muy importante que te quieras a ti mismo. Que luches por tu propia felicidad y que esta no dependa de los demás. Todo está en ti. Si ríes o lloras es porque tú lo has querido así.

Creo firmemente en que cuando una persona está bien consigo misma el resto (familia, pareja, amigos, trabajo) funciona de una forma fluida. Imaginaros un engranaje que lleva años sin engrasar y le cuesta funcionar, por mucho que lo fuerces no caminará con facilidad. Ahora echarle aceite, parece como magia. Ese engranaje necesita cuidarse para funcionar.

Autocomplacerse, cuidarse tanto interior como exteriormente y todo lo que tenga que ver con otras personas será mucho más fácil. Eso no quiere decir que no discutas o tengas problemas. ¡Claro que los habrá! Pero estoy segura de que podrás comprobar que cuando tú estás bien contigo misma, esos problemas los llevas mejor, de una forma mas fácil y delicada. Impidiendo siempre que te hagan daño en tu interior.

En cualquier discusión tendrás más ganas de solucionar el problema que de echar más leña al fuego, porque siempre estarás buscando estar bien contigo misma y por consiguiente, con los demás.

La felicidad es disfrutar de los pequeños detalles que te ofrece la vida. Sí pones todo de tu parte, el camino en mayor o menor proporción se facilitará. La actitud es muy importante.

Recuérdalo, tienes una responsabilidad contigo mismo: SER FELIZ.

No lo olvides.

 

Muchísimas gracias por leerme. Os deseo un Feliz viernes. Con esto declaro oficialmente inaugurado… el FIN DE SEMANA ¡Hasta el próximo viernes!

cropped-oc_circular-e1485688413607.jpg